PSICOLOGÍA DEL DEPORTE

Conoce las últimas noticias sobre el deporte Olímpico en México.

El mundo deportivo sin fiestas de Navidad y Año Nuevo

13/12/2016

“Un deportista no tiene navidad, no tiene descansos, no tiene días festivos; un deportista se sacrifica”…
Es frecuente escuchar estas frases; también, ver y escuchar que otros sí tienen festejos y la pasan bien con la familia y amigos. El punto es reflexionar acerca de cómo vemos, pensamos y hablamos de la vida del deportista y de cómo el calendario es diferente para quienes dedican sus días al alto rendimiento.
El mejor ejemplo de lo anterior es la tradicional carrera de San Silvestre que se disputa anualmente los días 31 de diciembre en varias ciudades del mundo.
El deporte es una actividad que requiere de un trabajo intenso tanto física como mentalmente. Entrenar todos los días una o dos sesiones, mantener un régimen de alimentación adecuado a la actividad, un descanso programado para la recuperación, jornadas de sueño óptimas y procurar un equilibrio psicológico más o menos permanente, es un asunto que va más allá de lo que hacemos quienes no estamos en las pistas, canchas, albercas o gimnasios.
La mayor lucha en el deporte es la mejora. Y mejorar no tiene fecha.
Cada deporte tiene inicio de temporada y fechas de competencias diferentes. De esta manera, las fechas navideñas y año nuevo pueden pasarlas en entrenamientos y cuidando su alimentación rigurosamente, mientras que otros festejan con toda tranquilidad. Los días de cumpleaños pueden iniciar con exámenes morfofuncionales o antidopaje. ¿Eso es malo?, ¿es el sacrificio que se debe vivir en el deporte?
Quienes compiten por su escuela, club, asociación o por nuestro país, saben bien que ni es malo, ni es sacrificio, ni un precio alto a pagar; saben bien que es un privilegio ser de los pocos que ponen a prueba su potencial físico y mental para competir, porque para un deportista, entrenar para competir es estar en el máximo nivel en la jerarquía de las necesidades humanas: la autorrealización. Entrenar para competir les proporciona un sentido válido a la vida, un sentido trascendente, una alegría incomparable, y lo mismo aplica para los entrenadores.
Para los deportistas y sus entrenadores, las fiestas navideñas, el año nuevo, los cumpleaños, aniversarios y otros festejos, sí son importantes; tanto que los festejan “a su modo”.
Algunos si tienen días de descanso, estarán con la familia y amigos; otros apenas regresarán de campamentos, estarán cansados, convivirán un rato y dormirán temprano; o aquellos que están en preparación rumbo a competencias, estarán concentrados en sus centros de entrenamiento y si son de otros estados, pasarán las fechas lejos de la familia.
Como sea, todos harán el mejor de sus festejos: cenarán, darán abrazos, hablarán con sus seres queridos, estarán felices de ser quienes son y hacer lo que hacen, tal vez sientan un poco de nostalgia, pero estará permeada por la cercanía de las competencias, y todos, en casa o concentrados, harán lo que saben y más aman.

¿Pero qué pasa con sus familias?
Son familias de deportistas que viven las fechas y los tiempos con esas “particularidades”. Añoran a sus hijos y al mismo tiempo los admiran, apoyan y aplauden. Para los entrenadores, la dinámica es similar: esposos, esposas e hijos quisieran verlos, que pasaran más tiempo con ellos y un poquito menos con los deportistas, pero también comprenden que para un entrenador, las fechas son las que marca la temporada deportiva. Así es el amor.

Queridos deportistas y entrenadores:
¿cómo hacer más felices estas fechas?
1. Alégrate de seguir la preparación. Los avances y perfeccionamiento deportivo darán frutos.
2. Abraza a tu familia, llámalos frecuentemente y habla de las cosas que están saliendo bien en la concentración. Tu familia se sentirá tranquila y feliz de escucharte bien.
3. Reconoce el esfuerzo que hace tu familia en apoyarte y aplaude su tolerancia.
4. Organicen un pequeño festejo con los compañeros de equipo y celebren que están entrenando fuerte y concentrados.
5. Céntrate en tu trabajo. Haz que cada día valga la pena.
6. Disfruta la comida y piensa en que el régimen de alimentación que tienes te dará más beneficios.
7. Toma un momento para agradecer a tu entrenador, familia y amigos, el apoyo y afecto que te brindan.
8. Diviértete haciendo lo que más te gusta: entrenar para competir.
9. Mantente positivo.
10. Si tu estado de ánimo baja, comunícate con tu psicólogo del deporte.

Queridos papás y familiares de deportistas:
¿Cómo hacer más felices las fiestas?

1. Si el deportista está en casa, disfruta el tiempo que comparta en los festejos. Recuerda que una parte fundamental de su preparación es el descanso.
2. Si debe llevar un régimen de alimentación especial, apóyalo para que lo siga. Los platillos navideños y de fin de año son tentadores, pero no son lo más importante al estar en familia. La compañía es lo que vale, así que ayúdalo a que continúe su preparación.
3. Alégrense de que esté en casa, tanto como cuando lo ven competir. Es probable que quiera ver a sus amigos y pasará algunas horas con ellos y otras con ustedes. Los momentos que estén juntos, haz que sean alegres y amorosos.
4. Reconoce el esfuerzo que hace en su preparación y en cumplir disciplinadamente con sus objetivos: ¡deportistas de su nivel hay pocos!
5. Céntrense en que cada día que estén compartiendo, valgan la pena.
6. Tomen un momento para agradecer esos momentos y alégrense de tenerlos.
7. Diviértanse, bailen, canten y rían.
8. Manténganse positivos.
9. Si observan a su deportista cansado, apóyenlo para que descanse, aunque eso haga que no esté tanto tiempo en la fiesta.
10. Si el estado de ánimo de ustedes baja porque “apenas podrán estar juntos unos días” y les es difícil asumirlo, pidan apoyo profesional. Ser familiar de un deportista es un gran asunto.

Los psicólogos del deporte, como parte del equipo interdisciplinario que apoya a los deportistas, vivimos ese ritmo de vida; sabemos los riesgos y desafíos que conlleva. por ello, buscamos constantemente el equilibrio psicológico que permita a todos los que estamos en esta aventura, continuar en este increíble y fabuloso mundo del deporte.

Deportistas, entrenadores, familiares:
Feliz año nuevo para todos, felices entrenamientos, felices competencias.
¡Que venga el 2017!

Mtra. Psic. Margarita Cerviño Bárcena

Coordinadora en México de la Maestría en

Psicología del Deporte UNED- Comité Olímpico Mexicano.

FB: La Psicóloga del Deporte

Email: psic.paralimpic@gmail.com


PATROCINADORES

Comité Olímpico Internacional

  • Atos
  • Coca-Cola
  • DOW
  • General Electric
  • Intel
  • OMEGA
  • Panasonic
  • P&G
  • Samsung
  • Visa